En Adviters fomentamos uno de nuestros valores principales a cualquier nivel y dentro de cualquier departamento o proyecto: Perseguimos nuestras metas activamente adueñándonos del cambio. No esperamos a que las cosas sucedan, las hacemos sucederlas

A partir de una mentalidad ágil e innovadora, es fácil tomar las riendas para abordar cualquier problema o proyecto. Cuando hablamos de ownership, moldeamos una cultura en la que todos tomamos la iniciativa para conseguir resultados favorables. No esperamos a que alguien más tome acción, nos importa que el resultado sea positivo y hacemos individualmente todo lo que podemos para aportar a esa meta conjunta.

Moldeamos una cultura en la que todos tomamos la iniciativa para conseguir resultados favorables.

Para fomentar este tipo de participación, es menester crear un ambiente que inspire a hacerlo. Les compartimos en este artículo algunas ideas para lograrlo:

  • Dar lugar al idealismo: ¿qué vemos en el futuro de la empresa? Nuestros colaboradores deben poder pensar en el ideal de la organización e identificar el gap entre esa imagen y la realidad actual. Esto suele motivar a los empleados, quienes le dedican más esfuerzo al proceso si pueden ser parte de la definición y ejecución del proyecto. Para incentivar esto, se pueden organizar reuniones de brainstorming, encuestas y focus groups, y hasta competencias internas que fomenten el trabajo en equipo de manera interdisciplinaria y generen entusiasmo.
  • Entender la motivación para el cambio: conocer qué es lo que atrae a cada persona es clave para encontrar esas tareas que va a asumir con total responsabilidad. Por ejemplo, quienes valoren la eficiencia van a estar inclinados a mejorar procesos burocráticos y engorrosos que quiten tiempo, y van a tomar la iniciativa naturalmente a la hora de designar a alguien para ese trabajo. Entender y descubrir a cada miembro del equipo es un factor crucial a la hora de liderar un grupo motivado y dedicado.
  • Permitir y fomentar la participación: impulsar la creatividad suele ser uno de los pasos decisivos a la hora de promover la proactividad de los miembros del equipo. Un ambiente en el que se reciba la innovación con brazos abiertos da el pie a los empleados de reunir el coraje para tomar riesgos y ponerse en marcha. Para asegurarnos de que estas ideas se alineen con la visión y misión de la empresa, debemos tener algún tipo de espacio en el que cada uno pueda proponer sus ideas y asegurarnos de crear un proceso en el que las escuchemos, evaluemos y refinemos.
  • Sostener la igualdad: cuanto más demos a nuestros empleados, nuestro esfuerzo por ellos se verá traducido en su propio esfuerzo y compromiso para con los objetivos globales de la empresa. Aquellas organizaciones que garantizan a sus colaboradores autonomía, confianza y recursos para llevar a cabo ideas, encuentran empleados más comprometidos y dedicados a tomar las riendas para hacer que las cosas sucedan.

Como todo valor que deseemos perpetuar en nuestra empresa, la responsabilidad es de los líderes, que deben reflejar en su accionar las actitudes que esperan de sus colaboradores y proporcionar la estructura para que estas acciones lleguen a buen puerto.

Latest news

Check our latest articles to keep you posted!

Como les contamos en la primera parte, el primer webinar […]
El jueves pasado realizamos nuestro primer webinar, enfocado en herramientas […]
En Adviters fomentamos uno de nuestros valores principales a cualquier […]